• Marisol Gutiérrez

Estiman que variante británica es dos veces más mortal.

Estudio científico halló que la variante británica del coronavirus, además de ser más contagiosa, podría ser hasta dos veces más mortal.

Liverpool, Ing.- La variante británica del coronavirus, conocida también como Kent o B.1.1.7, podría ser el doble de mortífera que las versiones anteriores, según un nuevo estudio publicado en el British Medical Journal (BMJ).


El informe, basado en el análisis de 110 mil pacientes con Covid-19, sugiere que Reino Unido vivirá con "altas tasas" de fallecimientos durante un tiempo, ya que, según los datos extraídos, la variante sería entre 30 y 100 por ciento más mortal.


Epidemiólogos de las universidades de Exeter y Bristol detectaron que la variante de Kent provocó 227 muertes dentro de una muestra de 54 mil 906 pacientes, una cifra superior a las 141 que se encontraron en una muestra similar de pacientes que contrajeron las cepas anteriores.


La variante B.1.1.7 se detectó por primera vez en Gran Bretaña en septiembre de 2020 y desde entonces también se ha encontrado en más de 100 países.


Tiene 23 mutaciones en su código genético, un número relativamente alto, y algunas de ellas han hecho que se propague mucho más fácilmente. Los científicos dicen que es entre un 40 por ciento y un 70 por ciento más transmisible que las variantes dominantes anteriores que estaban circulando.


"Junto con su capacidad de propagarse rápidamente, esto hace que B.1.1.7 sea una amenaza que debe tomarse en serio", dijo Robert Challen, investigador de la Universidad de Exeter que lideró el estudio.


Expertos independientes dijeron que los hallazgos de este estudio se suman a la evidencia preliminar que vincula la infección con la variante del virus B.1.1.7 con un mayor riesgo de morir por Covid-19.


Los hallazgos iniciales del estudio fueron presentados al Gobierno del Reino Unido a principios de este año, junto con otras investigaciones, por expertos de su grupo asesor de amenazas de virus respiratorios nuevos y emergentes.


Lawrence Young, virólogo y profesor de oncología molecular en la Universidad de Warwick, dijo que los mecanismos precisos detrás de la mayor letalidad de la variante británica aún no estaban claros, pero "podrían estar relacionados con niveles más altos de replicación del virus, así como mayor transmisibilidad ".


Advirtió que la variante del Reino Unido probablemente estaba impulsando un aumento reciente de infecciones en Europa.


Grupo RIBA Jiménez.

5 vistas0 comentarios